Panamá

La montaña con la que enfrentas tus temores

La montaña con la que enfrentas tus temores
Cortesía / El Siglo

Foto Próxima
domingo 20 de diciembre de 2020 - 12:00 a.m.
Lucy Garcés Évila
redaccion@elsiglo.com.pa

El Cerro Picacho, tiene en sus frondosas laderas la Laguna de San Carlos y el proyecto privado de montaña, Altos del María.

Les juro que la primera vez que escuché el nombre del ‘Cerro Picacho', me imaginé a muchos ‘pokemones' conviviendo en total armonía, pero más allá de la fantasía la experiencia que se vive es grandiosa.

Esta travesía comenzó a las 9:30am cuando me encontré con una de mis mejores amigas en la entrada de Bejuco. Mientras conducíamos hacia nuestro destino, pensaba si yo tendría las fuerzas para subir aquel coloso del que tanto me habían hablado.

Este gigante verde está localizado al oeste de Panamá, en el distrito de San Carlos, dentro de la Cordillera Central.Tras bajar de mi auto, observé la entrada del sendero donde un letrero muy grande da la bienvenida a los visitantes que buscan superar un nuevo reto de la naturaleza. Fue así cuando comencé adentrarme en las faldas del Picacho que no es más que un bosque seco, extenso y muy rocoso.

Cabe destacar, que el camino no está señalizado, por lo que recomiendo que se acompañen de un guía. Recuerdo que en varias ocasiones me senté en el suelo a descansar, pues el ascenso cada vez se hace más asfixiante.

¿Mis alicientes? La abrazante naturaleza que hipnotizaba mis sentidos: cruces de ríos, vegetación densa, rocas grandes, suelo muy resbaloso, las inclinaciones pronunciadas, la adrenalina por tener contacto con animales silvestre; todo esto me impulsó a continuar. Para llegar a la cima del Picacho y luego de 1 hora y 30 minutos de andar en medio del bosque, se continúa trepando por la cresta empinada de la montaña, por lo que los calzados juegan un papel importante, pues cualquier resbalón puede hacerte caer al vacío.

Mientras subía a la cúspide del cerro, sentía el vértigo arropando mi cuerpo, la brisa azotaba mi cabello y silbaba con fuerza en mis oídos. Con el rabillo del ojo miré hacia atrás y divisé la Laguna de San Carlos a mis pies e inmediatamente mis piernas comenzaron a temblar, fue ahí que caí en cuenta de la gran altura donde me encontraba, aún así no me detuve pues era necesario conquistar todos mis miedos.

Finalmente solo puedo decirles, que la vista desde la punta del Cerro Picacho, es implemente impresionante.

Excursionista

‘Es un lugar para enfrentar los miedos, sin embargo te ayuda a valorar la naturaleza y a conocer la belleza interna de nuestro país'.


comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
  • Fotos

Lotería

viernes 19 de febrero de 2021

  • 8056 1er Premio
  • DDBB Letras
  • 14 Serie
  • 4 Folio
  • 7356 2do Premio
  • 5163 3er Premio
Change privacy settings