Opinión

Prohibido opinar

Prohibido opinar

viernes 9 de noviembre de 2018 - 12:00 a.m.
Sibila Ortiz Perigault
sibilaortiz@gmail.com

Lastimosamente hay personas y colectivos que atacan a quienes emiten opiniones controversiales 

Nuestra constitución vigente dice en las primeras líneas su artículo 37 lo siguiente: ‘Toda persona puede emitir libremente su pensamiento de palabra por escrito o por cualquier otro medio, sin sujeción a censura previa…' pero al panameño le da miedo decir lo que piensa. Desde la escuela primaria levantar la mano para preguntar algo ya era motivo de bulling. Poco a poco, y desde niños hemos sido condicionados a guardar nuestras opiniones.

Como es mal visto opinar y se considera una ofensa emitir creencias e ideas, en nuestro pequeñito país no existen críticos de arte, de teatro, culinarios, en fin, de nada. El ejemplo más claro es que en Panamá, todos los se involucran en las artes se conocen, por lo cual no es posible emitir una opinión objetiva: o se es amigo y da lástima tener que decir que la obra es malísima o se es enemigo y lo que se diga no será tomado en serio. Así de inmaduros somos como sociedad.

El respeto por la opinión ajena y no tomar las opiniones contrarias a la nuestra como un ataque personal es algo que se logra si un tiene seguridad en sí mismo y criterio formado.

Lastimosamente hay personas y colectivos que atacan a quienes emiten opiniones controversiales o simplemente diferentes, esto ha creado más temor entre las personas. Opinar diferente causa conflictos y esto no debería ser así; el debate siempre será válido, hasta puede ser controvertido, pero con respeto hacia el contrario

Si no nos quitamos el terror a opinar en público, en privado o en las redes sociales seremos prisioneros de nuestras ideas. Algunas personas utilizan el anonimato para poder expresarse libremente, otras ni así se atreven. En esta época donde las redes permiten exteriorizar el sentir del ser humano se utilizan mucho las cuentas anónimas. En política y otros temas que despiertan pasiones como el folklore, los carnavales y la unión de personas del mismo sexo causan tantas discusiones que muchos prefieren no opinar, otros abren cuentas con nombres falsos y los valientes sí damos la cara... ¡nos ganamos un montón de enemigos!

Relacionista pública, activista y editora

Si no nos quitamos el terror a opinar en público, en privado o en las redes sociales seremos prisioneros de nuestras ideas.
 

comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
    Las más leídas de la semana
  • Fotos

Lotería

domingo 18 de noviembre de 2018

  • 9133 1er Premio
  • ACBC Letras
  • 5 Serie
  • 10 Folio
  • 8330 2do Premio
  • 1521 3er Premio