Curiosidades

Se fugó con el mecánico (fin)

Se fugó con el mecánico (fin)

martes 28 de enero de 2020 - 12:00 a.m.
Redacción El Siglo
redaccion@elsiglo.com.pa

Después de los dos minutos que hablaron, Federico quedó como un tomate maduro. Su hermana y las hijas no escucharon nada 

Después de los dos minutos que hablaron, Federico quedó como un tomate maduro. Su hermana y las hijas no escucharon nada porque fueron a un almacén a probarse unos pantalones para estar en casa. La cabeza de Federico era un torbellino que arrasaba con todo. Semejante descaro de la ex mujer Camila no le había pasado por la mente ni en los peores momentos de su vida.

Marcharse con el mecánico y tener la osadía de llamarlo para que le llevara las hijas que abandonó a su suerte por irse detrás de semejante personaje, por no decir la palabra que Federico pensaba cuando tocaba el tema. En el trabajo, un muchacho que estudiaba abogado le aconsejó que tomara las cosas con calma que en cualquier terreno estaba perdida.

Los días eran una réplica de los anteriores. Las niñas seguían creciendo al cuidado y vigilancia de la tía Ernesta, la que se vino de provincia cuando supo del abandono de las niñas. Federico esperaba que Camila entablara la demanda para que lo obligaran a dejarle ver las niñas el fin de semana.

La niña más pequeña cumplió cinco años y la tía organizó una pequeña fiesta. Piñata, globos, dulce y arroz con pollo. El barrio es pequeño y en cuestión de segundos la casa quedó repleta de niños. Las vecinas que ayudaron a Federico los primeros días del abandono llegaron con sus hijos y los nietos.

La fiesta iba a todo meter hasta que todo torció hacia otro lado. En los pueblos dicen ‘ahora sí torció la puerta el rabo'. El mecánico y la ex esposa se atrevieron a llegar hasta el patio de la casa de Federico. Al segundo se escuchó un griterío y las mujeres corrieron hacia Camila. El mecánico fue el primero que salió como alma que se la lleva el diablo.

A Camila, las mujeres la cargaron y la llevaron hasta la sala. Allí le dijeron hasta de qué se iba a morir y de lo que encontraría cuando llegaría al infierno. Las niñas, al ver semejante espectáculo, se condolieron de su madre y le rogaron a la turba que la dejaran ir. La liberaron no sin antes advertirle que si volvía a aparecerse por ese lugar la iban a lanzar al río. Y ese río Palomo sí que está contaminado.

Un par de meses después, la vecina la vio por los lados de calle 12, caminando agarrada de la mano, pero no de las manos que trasteaban esos carros a la sombra del palo de mango, eran unas manos blancas y achurradas por los años.

El mecánico y la ex esposa se atrevieron a llegar hasta el patio de la casa de Federico. Al segundo se escuchó un griterío y las mujeres corrieron hacia Camila.
 

comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
    Los ‘tomasitos' están de vuelta luego de 30 añosLos ‘tomasitos' están de vuelta luego de 30 años
  • Fotos

Lotería

miércoles 12 de febrero de 2020

  • 9118 1er Premio
  • DAAB Letras
  • 18 Serie
  • 14 Folio
  • 7100 2do Premio
  • 0634 3er Premio