Curiosidades

Échamelo que le tengo ganas

Échamelo que le tengo ganas

lunes 8 de octubre de 2018 - 12:00 a.m.
Redacción El Siglo
redaccion@elsiglo.com.pa

Tuvo Leonor que callarse, porque Ludovina soltó un episodio de su maratón sexual del fin de semana

El lunes empezó como siempre en esa oficina: cuarenta mujeres que llegaban descansadas pero agotadas, un juego de palabras que era como decir que sí habían descansado de los tranques y de la madrugadera, pero en el fin de semana el marido no permitía ningún dolor de cabeza ni bandera roja ni gripe ni nada que las eximiera de recibir buco manduco; ‘tú no tienes cara de mujer feliz', le dijo con su voz traqueada, Leonor a Marisa, que llegó ojerosa y con los ojos rojos.

Llorando les narró su dolor: ‘A las ocho de la noche del viernes empezó mi película de terror, Filemón llevaba dos horas de atraso, y como ahora están secuestrando hasta a los adultos, me alarmé y lo llamé, pero el celular sonaba apagado, eso me paró los pelos de puro miedo, las horas siguieron desgajándose lentamente, cada hora de esa noche fatídica duró como tres y yo esperando y llamando, nadie sabrá nunca de qué tamaño fue mi sufrimiento esa noche; casi a medianoche descubrí que el celular estaba en su gaveta, apagado, y supe enseguida que era una estrategia de él para quemarme y después camuflarme la realidad por otra para tapar su falta, así que me fui para la calle a buscarlo, no lo hallé, pero antes de que amaneciera me llamó de otro número para decirme que estaba con otra mujer y que lo de nosotros ya no era más que un pobre recuerdo'.

Tuvo Leonor que callarse, porque Ludovina soltó un episodio de su maratón sexual del fin de semana, dando detalles del baño de la gata, que era la caricia que su marido le regalaba cada fin de semana, y a la afligida le supo a caca ese comentario tan fuera de orden sabiendo que ella estaba sufriendo porque ya no tenía manduco seguro, y le gritó: ‘No fabules que ninguno de los dos días del fin de semana amaneciste tirando, porque el sábado yo vi a tu marido bien de madrugada en un pirata y no podía estar en dos lados'.

Ludovina no le contestó, pero por debajito empezó a decir que le iba a echar a Filemón para que la encarara, que ese sí no tenía pepitas en la lengua para cantarle al mundo sus verdades y para ubicar a todo el género humano. Vía chat le llegó la cocoa a Marisa, que se le fue encima gritándole ‘qué, me vas a echar a tu marido, échamelo, échamelo que le tengo ganas, cobardito ese que se atreve a intimidar porque siempre topa con pendejas como tú y como las otras, que no me provoque que yo tengo mano de macho y me atrevo a irme a un mano a mano con él'.

Antes de una hora, llegó Filemón encarado y le dijo traqueado a Marisa: ‘Sal que quiero hablar un minuto contigo', y la respuesta fue, mientras se quitaba el reloj y los aretes y los tacones, ‘un minuto no, cinco, yo sí tengo boca para bocones como tú, qué es lo que quieres'.

El hombre soltó su retahíla de palabras feas y le advertía que no lo provocara, y ella ripostaba ‘pégame, por favor, saca esa mano', lo que el otro no se atrevía a hacer, pero se le quitó todo pudor cuando Marisa le gritó ‘quién era la fula de botica que traías abrazada el sábado en la madrugada, qué, a esa también le diste el baño de la gata'.

Eso no lo pudo sufrir Filemón, y sacó la mano para estrellarla en el rostro de Marisa, quien tenía muchos asaltos en peleas callejeras para que no le quitaran su manduco sabrosón, y agarró su zapato y le descargó un golpe contundente a Filemón en el antebrazo, allí quedó el enfrasque, porque entró uno de los dueños de la compañía y mandó a los dos para su casa. En menos de lo que canta un gallo se quedó Marisa sin marido y sin trabajo, y Filemón logró el perdón de su mujer con la promesa de darle a diario el baño de la gata…

Glotona: Te perdono si a diario me haces el baño de la gata.
 

comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
    Las más leídas de la semana
  • Fotos

Lotería

domingo 16 de diciembre de 2018

  • 55222 1er Premio
  • DBAA Letras
  • 1 Serie
  • 9 Folio
  • 50555 2do Premio
  • 24009 3er Premio