Curiosidades

Belleza no es sinónimo de inteligencia

Belleza no es sinónimo de inteligencia

jueves 6 de febrero de 2020 - 12:00 a.m.
Redacción El Siglo
redaccion@elsiglo.com.pa

En ocasiones, resulta, pero no es lo que debe primar; porque la belleza es pasajera y el conocimiento es imperecedero

La belleza física no es sinónimo de capacidad, inteligencia, etc, para algunas mujeres piensan que es lo principal para conseguir un empleo; que mostrar un poquito más de lo que les otorgó Dios, las puertas se le van abrir.

En ocasiones, resulta, pero no es lo que debe primar; porque la belleza es pasajera y el conocimiento es imperecedero. Ana, es una joven que tiene buen cuerpo y se mandó a poner unos melones que se le quieren salir por el sostén; así que ella trata de engatusar y conseguir lo que quiere, mostrando todo lo que tiene, hasta tatuajes se le puede observar en la parte baja de la espalda, cuando se agacha con esos pantalones rotos y prelavados que utiliza.

Ella quiere graduarse de abogada, porque observa y escucha en los medios de comunicación, que esta profesión la puede llevar por buenos derroteros, ya que la corrupción, los asesinatos y violencia familiar, pueden ser buen campo para ella y tener clientes.

No es muy aventajada en el aula de clases, abandonó una carrera de ciencias anteriormente, porque fracasó, y piensa que en derecho, pudiera ser su campo y estar a tono con su conocimiento.

Hizo cambio de facultad en el periodo asignado para tal fin y se matriculó en el primer semestre. El primer día de clases, en la materia introducción al derecho, el profesor era una persona de baja estatura, con poco cabello, con una edad bien madura y vestido de manera formal, con saco y corbata. Se ubica en la primeras sillas ubicadas en el aula de clases, por dos razones: para estar atenta a lo que diga el catedrático y para mostrar algo de sus atributos naturales y otras que se hizo en el quirófano.

El facilitador hacía interrogantes a los estudiantes, sobre el tema que impartía, situación que no era muy cómoda para ella, porque no lo manejaba y tenía nervios al momento de hacer un comentario.

Los días pasaban y por ende las clases se tornaban más exigentes, había que leer muchos libros y hacer resúmenes sobre lo comprendido. El profesor puso exámenes parciales y algunas otras tareas, que a todas luces, significaba que debía hacer un esfuerzo extra para poder pasar la asignatura.

Llegó el período del examen semestral de la materia y Ana, vestida de manera provocativa se aproxima al profesor en el aula de clases, para solicitarle que para esa fecha, ella tenía un compromiso ineludible y, que porqué no le ponía la prueba en su oficina y solamente le dijera la hora y el día para ir a hacerlo.

Lo que le responde el docente con mucha decencia, que el examen era en la fecha y lugar correspondiente; que por favor, no le tocara ese tema, porque él era un docente formado en valores que cree en la educación y si estaba fracasada ya, era mejor que se retirara, que lo más que podría hacer, para ayudarle, era dejarla sin nota y que la matriculara con otro profesor el próximo año, cosa que ella accedió.

No es muy aventajada en el aula de clases, abandonó una carrera de ciencias anteriormente, porque fracasó, y piensa que en derecho, pudiera ser su campo y estar a tono con su conocimiento.
 

comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
    Los ‘tomasitos' están de vuelta luego de 30 añosLos ‘tomasitos' están de vuelta luego de 30 años
  • Fotos

Lotería

miércoles 12 de febrero de 2020

  • 9118 1er Premio
  • DAAB Letras
  • 18 Serie
  • 14 Folio
  • 7100 2do Premio
  • 0634 3er Premio