Curiosidades

Amante cruel

Amante cruel

miércoles 16 de mayo de 2018 - 12:00 a.m.
Redacción El Siglo
redaccion@elsiglo.com.pa

Marilú también se abrazaba a Tobías, nerviosa. Así, aferrada al pecho del compañero de asiento, la halló el supuesto matón que subió y los separó de un manotazo

Ahí estaba el ‘Malo' , seguro y confiado en la parada donde muchos esperaban un transporte para ir al interior, estaba atento a que llegara cualquier casado para atacarlo, aquellos fieles a su mujer eran sus preferidos, y apenas vio llegar a Tobías con su aire inocente y en los hombros veinte años de fidelidad absoluta, le puso al frente a Marilú, con sus tetas casi afuera, su pelo largo y suelto, tan rubia como la más rubia sajona. La mujer le preguntó si había visto pasar algún bus con ruta hacia Las Camelias de El Chirriscazo, y Tobías le sonrió con sus dientes vírgenes y su aire de interiorano nato diciéndole que no, que él llevaba rato esperando ese transporte porque también llevaba ese mismo destino.

Subieron al bus media hora después, y se sentaron juntos, turnándose para conversar, y así siguieron hasta cuando bajaron a almorzar junto con el resto de los pasajeros. ‘No, no saque esa cartera que yo pago', le dijo Tobías a Marilú cuando ella hizo el ademán de sacar dinero para pagar su comida, y de nuevo se sentaron juntos. Ninguno reparó en un hombre que en otra de las mesas fingía comer sin quitarles la vista escondida por los lentes oscuros, de manera que cuando se dio la orden de subir, ellos lo hicieron y tomaron su puesto, tranquilos. Tobías experimentaba una sensación de quien tiene un juguete nuevo, pero no se preocupó, porque el entusiasmo le impedía razonar, llevaba más de veinte años de no experimentar la sensación de estar recién enamorado, y era un gozo tan olvidado que recuperarlo fue como inyectarse vitalidad y juventud.

Estarían a dos horas de llegar a Las Camelias de El Chirriscazo cuando a Marilú le dio sueño y se recostó en el pecho del compañero de asiento, que cerró los ojos y se dispuso a dormir también; ninguno vio el bulto que caminó de los asientos traseros y les disparó varias tomas, y pidió la parada de inmediato. Tobías, que estaba en duermevela, solo parpadeó, y Marilú siguió feliz en los brazos de Morfeo, de los que salió cuando oyó el revolcón de las mujeres gritando que los narco mochileros habían secuestrado el bus.

Minutos antes y, de repente, en un punto desolado, un camión se le atravesó al bus impidiéndole avanzar, de allá bajó un hombre con un arma de fuego en la mano y le exigió al conductor abrirle la puerta o llenaba de bala a todos los ocupantes, hasta ese momento nadie sabía la causa del ataque, era imposible calmar a las pasajeras que en gritar a todo pulmón encontraban un consuelo.

Marilú también se abrazaba a Tobías, nerviosa. Así, aferrada al pecho del compañero de asiento, la halló el supuesto matón que subió y los separó de un manotazo y la bajó a ella del bus no sin antes aturdir a Tobías, fue cuando los del transporte intentaron defender a la pasajera, pero el rival iba acompañado de otros armados y los intimidaron en el primer intento, y desistieron cuando supieron que el atacante era el marido de Marilú. ‘En pelea de marido y mujer nadie se ha de meter', dijeron el conductor y el ayudante e intentaron seguir su camino, pero ya estaba la policía allí y les tocó declarar, todos los entrevistados, además de exagerar el tiempo del ataque y la magnitud del susto, mencionaron a Tobías y a Marilú como los ‘culpables' del problema.

Mientras declaraban, Tobías no comprendía cómo había caído en ese desliz, y decidió renovar sus votos de fidelidad rogándole al Padre que mediara para que su esposa jamás se enterara de ese incidente. Pero la esperanza se le derrumbó esa misma tarde, cuando en el noticiero de todas las televisoras panameñas salió una foto de Marilú acostada en su pecho en el bus, y la leyenda: ‘Marido armado interceptó bus de El Chirriscazo para rescatar a su mujer que viajaba secuestrada por su amante'

Cuando sonó su celular, Tobías solo tragó grueso y lo dejó sonar, porque sabía que no hallaría una explicación creíble para decirle a su esposa…

==116==========

La que con celoso se casó en vida el purgatorio lo pasó.


comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
  • Fotos
    .

Lotería

domingo 23 de septiembre de 2018

  • 6254 1er Premio
  • BDAA Letras
  • 19 Serie
  • 3 Folio
  • 2492 2do Premio
  • 0782 3er Premio