Curiosidades

Abusó de la confianza

Abusó de la confianza

sábado 8 de febrero de 2020 - 12:00 a.m.
Redacción El Siglo
redaccion@elsiglo.com.pa

Juan y Reyna, dos profesionales que habían formado un hogar, se conocieron cuando ambos estaban en la secundaria.

Juan y Reyna, dos profesionales que habían formado un hogar, se conocieron cuando ambos estaban en la secundaria y posteriormente siguieron conociéndose hasta que fueron flechados por el año de cupido.

Habían pensado tener pocos hijos, por la situación económica existente y porque no es tan fácil conseguir una persona seria y responsable, que se haga cargo de los vástagos.

Planificaron tener un hijo, Reyna, queda embarazada y tras cumplir con las citas prenatales rigurosamente mandadas por el médico ginecólogo; acordaron el galeno, que el parto no iba a ser normal, sino que se iba a someter a cesárea, porque muchas amigas y familiares de ella le ha habían informado que esos dolores de parto eran muy fuertes y para evitar ese trauma se iba por lo menos doloroso, pero sí costoso.

La cesárea fue todo un éxito y ambos jóvenes henchidos de felicidad abrazaban y besaban a la criatura, que había sido una niña. Luego de estar hospitalizada por espacio de tres días, porque la dejaron para estar pendiente que la herida no se infectara, le dieron la salida, de un hospital privado de la ciudad.

Ya en su hogar, estaba el tema de conseguir una nana para que se encargara de la bebé, desde el inicio, porque después cuando ella se le venciera la licencia de maternidad, debía retornar a su trabajo, en una oficina en el área de Paitilla.

Pusieron el anuncio en la redes sociales que requería el servicio de una dama para les cuidara la recién nacida. Varias personas acudieron al llamado, pero, no eran del agrado de Reyna; hasta que finalmente, sin mucho tiempo ya, acordaron de emplear a una jovencita del interior, porque pensaban que así podrían amoldarla a su estilo.

La madre se fue para su oficina y cuando podía utilizar el teléfono llamaba a la empleada para ver cómo estaba la niña. Transcurrieron varias semanas y todo seguía normal; en ocasiones la colaboradora le gustaba estar conectada al celular y en ocasiones el audio se escuchaba y los dueños de la casa, podían escuchar música típica que provenía de su teléfono móvil.

Cuando la niña comenzaba a gatear y seguidamente comenzó a dar los primeros pasitos, el cuidado era mayor, ya que tenía que hacer los oficios de la casa y estar pendiente que tomaba la niña y evitar que tuviese un accidente en la casa o en el parque cercano donde la llevaba en la tarde.

Se había ganado la confianza de sus patronos; por el área, había otro joven interiorano que eran jardinero y platicaban en las tardes. Después de algunas insistencias el joven le dice a la empleada que si podía ir a visitarla, cuando estuviese con la niña solamente. La joven aceptó y no contaba con que la patrona venía temprano porque la niña tenía cita con el pediatra; al llegar encuentra al joven sentado y le pregunta que quién era esa persona, lo que le contestó que un amigo; furiosa Reyna, le manifiesta que le iba a cancelar todas sus prestaciones, pero que se fuera de inmediato, porque ya no le tenía confianza.

Pusieron el anuncio en la redes sociales que requería el servicio de una dama para les cuidara la recién nacida. Varias personas acudieron al llamado
 

comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
    Los ‘tomasitos' están de vuelta luego de 30 añosLos ‘tomasitos' están de vuelta luego de 30 años
  • Fotos

Lotería

miércoles 12 de febrero de 2020

  • 9118 1er Premio
  • DAAB Letras
  • 18 Serie
  • 14 Folio
  • 7100 2do Premio
  • 0634 3er Premio