Crónica roja

Un hombre cuenta cómo fue víctima de estafa telefónica

Un hombre cuenta cómo fue víctima de estafa telefónica

Foto Próxima
lunes 19 de agosto de 2019 - 12:00 a.m.
Leadimiro González C.
lgonzalez@elsiglo.com.pa

Los delincuentes usan todas las artimañas para sacar dinero.

Ramiro Alba se siente indignado. La mañana de ayer fue víctima de una estafa telefónica cuando recibió una llamada de su cuñado asegurando que su esposa ‘Fula' había sido atropellada y estaba grave.

Su cuñado, con la voz quebrantada por el llanto y desesperado le pedía que por favor le comprara una tarjeta de teléfono celular para que el doctor llamara al hospital y aseguraran las pintas de sangre que la paciente necesitaba. Ramiro, al notar la angustia de su cuñado, no le quedó más remedio que comprar la tarjeta y enviársela.

Después el cuñado lo volvió a llamar y le aseguró esta vez que necesitaba 400 dólares para pagar el servicio de ambulancia privada para llevar a su esposa al Hospital Santo Tomás y que debía depositar el dinero en la cuenta de una mujer identificada como Milagros Yulieth Ros Araúz, con cédula 4-790-1969, en David.

Ramiro así lo hizo porque también estaba angustiado por la tragedia que estaba viendo su cuñado.

Pero al pasar las horas e ir al Hospital Santo Tomás y no encontrar a su cuñado le comenzaron a entrar las dudas, sobre todo porque cada vez que este lo llamaba y él trataba de hacerle preguntas de dónde estaba, cómo había ocurrido el accidente y porqué no había usado el servicio de la ambulancia del 911, el hombre se iba con evasivas y cerraba el teléfono.

‘Allí me di cuenta que había sido víctima de una estafa, pero ya era tarde, había depositado la suma de 300 dólares', narra Ramiro molesto.

Fue entonces, para asegurar que a la mujer de su cuñado no le había pasado nada, se comunicó con ella y esta respondió que estaba en casa y se encontraba bien. ‘El hombre me vaciló, porque decía llamarse como mi cuñado e incluso tenía la voz de él y por eso nos confiamos', dice Ramiro llevándose las manos a la cabeza, sobre todo porque le envió a los estafadores el dinero producto de sus ahorros y trabajo.

Después logró hablar con su cuñado y este le contó que hace poco le habían robado el celular y que tal vez de allí habían sacado toda la información.

Ramiro dice que cuenta su triste historia para que los panameños no sigan cayendo en este tipo de estafas por teléfono y que, antes de depositar cualquier dinero, primero verifiquen que la noticia sea cierta.

‘No sé cómo puede haber personas jugando con la salud de la gente para estafar, pero allá arriba hay un Dios y él los castigará', puntualizó el entrevistado.

 


comments powered by Disqus

Multimedia

  • Videos
    El cáncer persigue a los sobrevivientes del 9-11.
  • Fotos

Lotería

miércoles 18 de septiembre de 2019

  • 1339 1er Premio
  • DCCA Letras
  • 21 Serie
  • 3 Folio
  • 9886 2do Premio
  • 1627 3er Premio